Así avanzan las obras del hotel de Moneo en Málaga

A simple vista impresiona la envergadura del agujero abierto en Hoyo de Esparteros. Donde ahora se observa el movimiento de obreros y máquinas, a varias decenas de metros de profundidad, hace unos meses había una explanada ocupada permanentemente por coches aparcados y la antigua pensión La Mundial, que en su día fue el Palacio de los Condes de Benahavís.

El vacío ahora reinante es el protagonista actual de una operación mayúscula, que se alarga en el tiempo desde hace casi 16 años y que, ahora sí, afronta su particular cuenta atrás. El hueco empezará a ser ocupado en unos meses por el proyecto inmobiliario que lleva la firma del arquitecto Rafael Moneo. Un hotel de diez plantas, con capacidad para 138 habitaciones; dos edificios de oficinas, y bajo ellos un aparcamiento para 220 estacionamientos, 171 de ellos en venta.



Estos son los elementos que componen la original apuesta de Promociones Braser, cuyo testigo fue recogido ante la incapacidad económica de ir adelante en solitario con la intervención por la cadena de hoteles H10, socio principal de la iniciativa, y por Costabiler, heredera directa de Braser.

El calendario manejado por la promotora apunta a finales de 2021 para completar toda la obra actualmente en desarrollo, si bien la apertura del establecimiento hotelero, así como de las oficinas, se pospone para los primeros meses de 2022, ante la necesidad de formalizar los trámites pertinentes.

El gerente del proyecto, José Luis López, pone en valor los avances que se están realizando en estas últimas semanas. El estado de la primera de las dos fases de urbanización contempladas, se espera que esté acabada para el próximo 18 de diciembre. Y ello incluye el acerado de la zona pegada al río, de la esquina de la plaza Arriola, «donde se han introducido ciertas mejoras para las personas con movilidad reducida y se ha creado una isleta de entrada al parking que no estaba contemplada», y la acera derecha de calle Prim, la más pegada a la Alameda, «que tampoco estaba previsto en el proyecto».

López admite que la promotora ha dado respuesta a las solicitudes realizadas por la Gerencia de Urbanismo. Una circunstancia que ha incrementado de manera considerable el coste de esta parte de los trabajos. Sobre ello, recordó que el plan inicial era que la urbanización completa del sector requiriese una inversión de unos 2,5 millones de euros, cuantía que se va a ver sobrepasada de manera clara. «Estamos terminando la primera fase de la urbanización, que supone del orden del 55%, y ya estamos rozando esa cantidad de los 2,5 millones, y nos queda el resto; nos va a costar mucho más dinero», añadió.

La segunda fase de la urbanización tendrá que esperar algunos meses. En concreto, esta etapa del proyecto no se podrá ejecutar hasta que sean construidos los edificios y el aparcamiento, dado que se corresponde con la plaza que quedará en Hoyo de Esparteros. La suma de todos los elementos, incluidos los inmuebles, el parking y el valor inicial de los solares, sitúa el valor de la operación en unos 50 millones.

López, además, está al frente de una de las dos sociedades participantes en el proyecto, Costabiler. La entidad es propietaria de los dos edificios de oficinas, uno de ellos una réplica de la antigua La Mundial, y de 171 de las 220 plazas del aparcamiento. Por lo que comenta, el proceso de venta sigue activo, aunque algo más ralentizado por el efecto del Covid.

Sobre los inmuebles, confirma la existencia de conversaciones con varias empresas interesadas. La réplica de la antigua pensión tiene un valor algo superior a los 3,8 millones de euros. Incluye planta baja, más tres alturas y terraza, con una superficie construida de 685,76 metros cuadrados. A esta superficie hay que añadir 117,41 metros de terraza.

A este edificio hay que sumar un segundo localizado en Pasillo de Atocha de planta baja, más una altura y terraza descubierta, con una superficie de 760,68 metros cuadrados. En este caso, el valor de venta es más elevado, por cuanto se toma como valor de referencia el comercial, con lo que podría rondar los 7,2 millones de euros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: