El PSOE de Málaga ha tomado la decisión de reemplazar a un técnico en comunicación como cargo de confianza dentro de su Grupo de Diputados en la Diputación Provincial de Málaga para dar paso a Francisco Cañestro, en medio de críticas por la forma en que se ha llevado a cabo esta acción, calificada por fuentes populares como una búsqueda de un buen sueldo por parte del líder socialista rondeño.

En los últimos días, el PSOE malagueño ha prescindido de dos cargos de confianza con un perfil técnico para colocar en su lugar a dos miembros del partido con una clara inclinación política, destacándose el caso de Francisco Cañestro. Este profesional despedido, con formación de periodista especializado en Comunicación Política, ha sido sustituido por Cañestro, quien ha solicitado una excedencia en el Patronato Provincial de Recaudación para asumir el nuevo puesto como cargo de confianza del PSOE en la Diputación de Málaga.

A pesar de esto, Cañestro seguirá ejerciendo como portavoz del Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Ronda, con una asignación anual y ahora se suma el salario por su nuevo cargo, lo que ha generado críticas por parte del PP.

El portavoz del Grupo Municipal del PP en el Ayuntamiento, Ángel Martínez, ha expresado su desaprobación por la maniobra de Cañestro para liberarse y aumentar sus ingresos mensuales. Martínez ha señalado que esta situación muestra cómo algunos políticos utilizan su paso por la política local como trampolín para ocupar cargos en otras instituciones, citando el caso de la secretaria general del PSOE de Ronda, Isabel Aguilera.

El nombramiento de Cañestro como cargo de confianza en la Diputación ha generado controversia, especialmente por sus críticas anteriores hacia los sueldos de cargos de confianza del PP. Martínez ha resaltado que el salario que recibirá Cañestro es considerable y lo convierte en un cargo de confianza mejor remunerado que muchos otros, sin responsabilidades claras más allá de hacer política para el partido socialista en Málaga.

Además, Martínez ha cuestionado la falta de transparencia en el acceso de Cañestro a este nuevo puesto, sin haber pasado por un proceso de selección ni haber sido elegido en elecciones anteriores. Esto refleja, según Martínez, la falta de compromiso y entrega del PSOE hacia la ciudadanía.

En resumen, esta situación ha generado desconfianza entre los votantes, ya que perciben que se está utilizando el voto para obtener beneficios personales y avanzar en la carrera política, en lugar de priorizar el servicio y compromiso con la ciudad.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *