Endesa, al servicio de la reactivación de la economía

La pandemia sanitaria por el coronavirus está marcando nuestras vidas desde hace nueve meses. Sin embargo, ha conseguido sacar el lado más solidario entre la población. Es el caso de Endesa, que dentro de su compromiso con la sociedad, ha diseñado un Plan de Responsabilidad Pública, dotado con 25 millones de euros, para ayudas directas a la compra de material, condiciones especiales de suministro y donaciones para paliar las principales necesidades sanitarias y sociales provocadas por la crisis sanitaria que desde marzo está beneficiando a miles de personas.En una primera fase del Plan, el dinero se destinó para ayuda social, principalmente sanitaria, para la compra de material (mascarillas, respiradores UCI, máquinas de rayos X, etc.) y la investigación, colaboraciones con el CSIC, así como la aportación de parte de esa donación a entidades como SAFA, Cáritas, Cruz Roja o Banco de Alimentos, entre otras, para contribuir en su labor de abastecer a la población más vulnerable.En la actualidad, Endesa ha completado el diseño de una segunda, cumpliendo lo esbozado en la presentación de la primera fase, y que se sostiene sobre dos ejes bien definidos: las familias y la actividad económica. En cuanto a la vertiente social, Endesa trabaja para paliar la brecha digital que se abre entre niños y jóvenes de diferente entorno económico cuando la educación se convierte en virtual y se necesitan herramientas específicas para acceder a las aulas. Además, se realizará formación para acceder al mercado de trabajo a los colectivos más vulnerables.En cuanto a la reactivación económica, Endesa está llevando a cabo medidas que propicien la reactivación del tejido empresarial español. Como son el asesoramiento, digitalización y apoyo económico a pymes, el elemento base de nuestro tejido empresarial. La crisis ha dejado patente la necesidad de seguir apoyando a sectores con un alto grado de afección económica derivado de la crisis sanitaria y el confinamiento, a través de la creación de nuevas vías innovadoras de relación.Además, hay planes específicos de reactivación local a través de colaboraciones con entidades e instituciones especialistas en el mentoring individualizado de empresas que permitan adaptarse a la situación post Covid y aseguren su subsistencia. Endesa está profundamente vinculada a zonas que necesitan, más que nunca, el desarrollo de planes concretos y adaptados a la idiosincrasia de la zona.Según el consejero delegado de Endesa, José Bogas, “la capacidad de la sociedad para, con agilidad, unir esfuerzos y volcar la dirección de sus proyectos hacia un foco distinto y solidario, debe ser una de esas lecciones aprendidas que han llegado para quedarse. La vida es impredecible, cierto, pero que hace falta un esfuerzo de todos para superar los retos, eso sí es predecible”. Con esta segunda fase, la compañía quiere reforzar un mensaje que forma parte de su estrategia global: la necesidad de no dejar a nadie atrás, en cualquier transición energética, económica o social que se plantee. La transición justa, la sostenibilidad, exige que el bien sea para todos.

Alimentos básicos para 50.000 familias de la provincia de Sevilla

Las aportaciones recibidas por parte de Endesa y su política de Responsabilidad Pública llegaron en un momento clave para la Fundación Banco de Alimentos de Sevilla, ya que ante la imposibilidad de poder obtener alimentos por las vías tradicionales, como son las operaciones de recogidas presenciales; “nos hemos visto obligados a comprarlos para seguir atendiendo las necesidades de todos los beneficiarios”, afirma el presidente del Banco de Alimentos, Agustín Vidal Aragón de Olives. La aportación de Endesa se ha destinado exclusivamente para la compra de alimentos básicos que forman parte de la cesta de alimentos que le proporcionan el sustento primordial y necesario a 50.000 beneficiarios en la provincia de Sevilla. Puig señala que “la Responsabilidad Pública de una empresa como Endesa, o de cualquiera de las empresas o entidades de Andalucía, es fundamental para entidades como la nuestra que se construyen con las donaciones de cada una de ellas. Son esas donaciones las que hacen posible que el Banco de Alimentos atienda a sus beneficiarios. Por ello, agradecemos este compromiso con la sociedad, y como siempre decimos el Banco de Alimentos de Sevilla es de cada uno de sus donantes”.



Alimentación, bienes de primera necesidad y educación de los alumnos

Desde la acción social y educativa de Fundación SAFA, el análisis y mejora de las condiciones de vida de su alumnado y familias es una prioridad, “por lo que la colaboración con Endesa en la lucha contra la pobreza infantil supone un paso más para la erradicación de las desigualdades, sean del tipo que sean, y la provisión de los recursos materiales, emocionales y espirituales necesarios para su pleno desarrollo vital”, recalca su director general, Enrique Gómez Puig. La aportación de Endesa incide de manera directa en la mejora de la calidad de vida del alumnado y sus familias que, por diversas circunstancias y agravadas por la situación actual, se encuentran en riesgo de exclusión social o de especial vulnerabilidad, favoreciendo su acceso a la educación en las condiciones adecuadas. La aportación de Endesa para la lucha contra la pobreza infantil se ha materializado en tres líneas de actuación: con objeto de paliar las necesidades económicas del alumnado, estos y sus familias recibirán una ayuda económica para alimentación y bienes de primera necesidad. Segundo, evitar la brecha digital facilitando al alumnado su conectividad digital. Y, a fin de atender las situaciones de absentismo y el riesgo de desconexión o fracaso escolar, SAFA cuenta con varios trabajadores sociales que puedan reforzar la vinculación entre el centro escolar y las familias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: