Málaga da luz verde a la ordenanza para la creación de la Zona de Bajas Emisiones

Este viernes, 24 de mayo de 2024, a las 00:14 horas se procederá a la aprobación de la nueva Ordenanza de Movilidad Sostenible en la Junta de Gobierno Local. Este último trámite administrativo es previo a la publicación en boletines, lo que dará paso a la implementación de la Zona de Bajas Emisiones (ZBE) en la ciudad. La nueva ordenanza incluye una serie de limitaciones de velocidad y obligaciones para los usuarios de patinetes, trata de ser un documento inclusivo que ha pasado por un proceso de participación pública y revisión de alegaciones durante los últimos meses.

La incógnita principal radica en la fecha exacta en la que el Ayuntamiento decidirá poner en marcha la ZBE, la cual se espera que comience de forma gradual durante el primer año. Esta zona abarca un área de 437 hectáreas con restricciones de circulación controladas por cámaras y puntos de control. En preparación para su implementación, se han estado realizando trabajos de instalación de cámaras y mejora de la infraestructura en el centro de la ciudad.

Una de las novedades más destacadas es que no será necesario contar con una etiqueta ambiental en el vehículo, ya que el sistema de lectura de matrículas estará conectado a la base de datos de la Dirección General de Tráfico (DGT). Esto permitirá detectar posibles accesos incorrectos a la ZBE y garantizar un control efectivo.

Durante el primer año de aplicación de la ordenanza, no se impondrán multas, ya que se establecerá una fase de adaptación. Posteriormente, se tendrán en cuenta las etiquetas ambientales para regular el acceso a la ZBE, priorizando a los vehículos con etiquetas de emisiones Cero, Eco y C. También se contemplan sanciones de 200 euros para aquellos vehículos que incumplan los requisitos de circulación en la zona.

La delimitación exacta de la ZBE en Málaga incluye un perímetro definido por varias calles importantes de la ciudad, donde se aplicarán las restricciones de circulación y emisiones. Además, se han realizado trabajos para la instalación de cámaras y sistemas de control en los accesos a la ZBE en colaboración con empresas especializadas en la gestión de movilidad urbana.

En resumen, la nueva Ordenanza de Movilidad Sostenible de Málaga busca mejorar la calidad del aire y reducir las emisiones en el centro de la ciudad a través de la implementación de la Zona de Bajas Emisiones y otras medidas relacionadas con la movilidad sostenible y la gestión del tráfico en el área urbana.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Málaga da luz verde a la ordenanza para la creación de la Zona de Bajas Emisiones puedes visitar la categoría Provincial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tu valoración: Útil

Subir

Acepto las políticas de Privacidad Más información