Aprobados los presupuestos municipales de 2022 que ascenderán a 35,2 millones de euros.

El Pleno del Ayuntamiento de Ronda aprobó este lunes los presupuestos generales para el próximo año por un valor de 35,2 millones de euros. Una propuesta que recibió el respaldo de PP y APR y el rechazo de la oposición en bloque.

La delegada municipal de Economía, María del Carmen Martínez, definió las cuentas para el próximo año como «equilibradas», al tiempo que destacó el crecimiento de un 14% con respecto al pasado año.

Martínez hizo especial hincapié en el aspecto inversor de las mismas, las actuaciones en barridas y las partidas incluidas para iniciar el desarrollo del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) y el incremento de los fondos de la empresa de limpieza Soliarsa para modernizar sus equipos y reforzar su plantilla. Y es que los cálculos del Gobierno municipal apuntan a que podrían llegar a invertirse en la ciudad unos 14 millones de euros con actuaciones directas o que son fruto de la acción municipal.

«Mantendremos un nivel de obra importantísimo», afirmó la edil.

Además, también resaltó que «no se realizará un aumento de la presión fiscal», por lo que la previsión de aumento de los ingresos municipales en 4 millones de euros se justifica con la mejora de la economía tras pasar los peores momentos de la pandemia.

Por otra parte, también hizo hincapié en la partida de 252.000 euros que se destinará a la puesta en marcha de un nuevo plan de empleo municipal.

De igual modo, también vuelven a la normalidad partidas que durante el pasado año no habían tenido dotación por la suspensión de las actividades, como es el caso de feria y fiestas, que contará con 700.000 euros.

Y es que para la responsable de Economía el presupuesto de este año es «muy completo» y que sostiene que es «prioritario y necesario».

Unas cuentas que no convencieron a Contigo Ronda, IU y PSOE, que criticaron los «recortes» que consideran que se practican en partidas importantes para prestar servicios a los ciudadanos, en especial, en aspectos sociales.

En este sentido, la portavoz de Contigo Ronda, Isabel Barriga, lamentó la «bajada» de la partida social, aunque sí que respaldo la inclusión de fondos para el nuevo PGOU y el plan de empleo.

Más vehemente fue la nueva portavoz de IU, Fran Sancho, que se estrenó en su cargo con una dura crítica hacia el Gobierno local y su propuesta de gasto, en especial, por destinar 700.000 euros fiestas y «recortar» partidas destinadas a ayudar a mujeres que sufren violencia de género o renta básica.

En cuanto a la portavoz socialista, Isabel Aguilera, acusó al Gobierno municipal de no ser más ambiciosos en este presupuesto ya que, a su juicio, «las necesidades de Ronda no están bien identificados».

«Es un presupuesto falto de alma, no hay nada para ayudar a familias o empresas, no hay nada para transformar nuestro tejido económico», dijo Aguilera, que lamentó que habiendo llegada el presupuesto definitivo de este año a los 41 millones de euros no sea más ambicioso en estas cuentas.

Además, también lamentó que no se produzca un descenso en el coste del gobierno municipal.

Unas críticas que fueron rechazadas de pleno por la delegada municipal de Economía, María del Carmen Martínez en su segundo turno de intervención, señalando que «quieren confundir a la población haciendo un mal uso de los datos económicos».

Finalmente, la alcaldesa de la ciudad, María de la Paz Fernández, también rechazó las acusaciones sobre presuntos recortes. «En ningún lado viene que se recorte, es una afirmación falsa». afirmó la regidora.

La alcaldesa destacó el cumplimiento de compromisos como iniciar la renovación del PGOU o el actuar en las barriadas de la ciudad. «Todos los barrios de la ciudad tienen una inversión», afirmó.

Por otra parte, acusó a la oposición de hacer «demagogia» en el debate y defendió los beneficios que considera que tienen estos presupuestos. «Vamos a transformar la ciudad, estamos hablando de siete millones de euros de inversiones».

Fernández concluyó asegurando que «es un presupuesto bueno para Ronda, digan lo que digan.

Además de los presupuestos, en la sesión plenaria también se aprobó la sesión del conocido como edificio de La Isla a la Junta de Andalucía por un periodo de 30 años para la instalación de la Oficina Comarcal Agraria (OCA).

A ello se sumó del debate de la moción sobre Unicaja presentada por APR en asuntos urgentes y en la que se exige a la entidad bancaria que cumpla con los compromisos adquiridos tras la fusión de la Caja de Ahorros de Ronda que tuvo como origen la actual entidad. Una moción que fue respaldada por todos los grupos.

Unos compromisos que, según la portavoz de APR, Josefa Valle, contemplan la conservación en la ciudad de toda su actividad y nuevas inversiones para la ciudad.

Además, la alcaldesa mostró su malestar por la respuesta que había recibido sobre este asunto del presidente de la Fundación Unicaja, Braulio Medel, al que acusó de actuar como «Poncio Pilatos» y «lavarse las manos».

La regidora también anunció que el próximo viernes tiene prevista una reunión con el presidente de Unicaja Banco, Manuel Azuaga, en el que se reclamará el mantener toda la actividad de la entidad en la ciudad y el cumplimiento adquirido en su momento. Incluso la alcaldesa anunció que se está barajando la posibilidad de acudir a los tribunales si la respuesta de Unicaja en es negativa.

Finalmente, en el apartado de intervención del público, el ex concejal de IU, Álvaro Carreño, se retractó sobre sus acusaciones contra los miembros del consejo de administración de Turismo de Ronda, cumpliendo así el acuerdo alcanzado con la alcaldesa de la ciudad para cerrar la vía judicial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: